Space Empires 4X: Más allá de las estrellas

«Muy bien, nenes. ¿Qué estáis esperando? ¿El desayuno en la cama? Otro glorioso día. Un día en el cuerpo de marines es como un día en el campo. Cada comida es un banquete. Cada paga, una fortuna. Cada formación, un desfile. Me encanta el cuerpo.»
Aliens, el regreso.

El espacio es una inmensidad fría, oscura y silenciosa. Lo hemos visto en miles de películas y series, lo hemos leído en miles de libros y ahora puedes experimentarlo en tu propia piel en la mejor forma que puede existir: las 4X. El concepto es sencillo y se basa en la propia historia que conocemos. Una raza o especie, decide que su mundo/ciudad se le ha quedado pequeño y decide salir de su ámbito de confort para eXplorar. En su búsqueda de la nueva vida, se eXpande para hacer de su raza/especie puede vivir mejor, obteniendo con ello una eXplotación de los recursos propios del planeta/tierra. Pero cuanto más lejos van, más posibilidades de encontrar vecinos (no) amistosos. Pero la lucha por el espacio y por los recursos comienza pronto, con lo que sólo queda un futuro para la otra especie/raza eXterminarla. Esta es la definición de las 4X: explorar, expandir, explotar y exterminar. Con estas reglas, salimos de eXcursión.

El juego Space Empires 4X (SE4X) es un desarrollo de estas reglas. Partiendo de nuestro planeta, volaremos hacia el espacio más o menos conocido, encontrándonos con planetas y otras cosas interesantes de naturaleza menos agradable que harán de nuestros viajes una buenas aventuras. Pero con suerte es posible que en nuestra eXploración, encontremos planetas para colonizar y de esta forma eXpandirnos más allá de nuestro planeta. En dichos planetas, podremos eXplotar sus recursos, así como los que vayamos encontrando por el espacio para mejorar nuestra especie.

«Existen dos posibilidades: que estemos solos en el Universo, o que estemos acompañados. Ambas son igualmente aterradoras.»
Arthur C. Clarke

Los planetas nos servirán siempre de base si los colonizamos, cuantos más planetas tengamos colonizados más ricos seremos económicamente. Porque no os engañéis, este juego esconde un motor económico que será el recurso que utilizaremos para mejorar nuestra tecnología. Tecnologia que utilizaremos para construir más naves para seguir eXpandirnos y eXplorar, para poder eXplotar los nuevos planetas y las naves alienígenas perdidas que nos encontremos por el espacio (tripuladas o no). Además, esos recursos económicos nos servirán para mejorar nuestras naves, haciéndolas más grandes, potentes, fuertes, veloces y amarillas, porque somos la raza amarilla.

Imagen de moujamou

Pero nuestra eXpansión tiene un límite y ese se encuentra en el espacio profundo, allí donde abundan los peligros y es la frontera que linda con las otras tres especies que compiten en silencio contra nosotros (los verdes, los azules y los rojos). Nosotros aún no los concemos y no sabemos que intenciones tienen, pero las nuestras son claras: eXterminar. Phasea primero, pregunta después. ¡Muerte a los rojos!

El juego tiene una curva de crecimiento y dependiendo de que tan fuertes seamos una curva descendente cuando nos encontremos con el resto de las especies. El objetivo del juego es exterminar a las otras razas, sin miramientos, sin escrúpulos, sin remordimientos, son ellos o nosotros. Hay que tenerlo claro, aquí se ha venido a eXterminar y los pacifistas deberán abstenerse de sentarse frente a este juego. Porque aunque este juego sea hermoso al ver crecer tu especie, ver como se eXpande y como su tecnología la hace más poderosa, no hay que olvidar el objetivo de la supremacía amarilla. ¡Muerte a los verdes!

«Si todos los sitios a los que tenemos acceso están llenos de seres vivos, ¿por qué todos esos inmensos espacios del cielo sobre las nubes serían incapaces de tener habitantes?»
Isaac Newton

Para llevar el control de todo ello, cada jugador dispondrá de una hoja de jugador en la que irá apuntando en secreto, los avances de su especie. Ahora que están tan de moda los Roll&Write, SE4X ya lo incorporaba, aunque tenga un tufillo a juegos de la vieja escuela. En esa hoja apuntaremos los ingresos, la compra de nuevas naves, astilleros, minas, cazas, tecnología de ocultación, de escudos, etcétera. Todo siempre en secreto y sin hacer trampas. ¡Muerte al azul!

Imagen de ianstrait

La ronda consta de dos partes. La primera donde los jugadores por turno moverán todas las naves que quieran y puedan. Luego se resolverán todos los combates existentes y finalmente, se eXplorarán todos aquellos hexágonos que aún no sean visibles, encontrándonos con diferentes sorpresas. Este paso lo repetiremos tres veces. Una vez que todos han finalizado entramos en la fase económica que la realizaran simultáneamente todos los jugadores. Lo interesante de esta fase, es que existe un sistema de subastas para ganar el privilegio de ser el jugador inicial en el siguiente turno, de esta forma podremos conseguir hacer realidad nuestros planes. ¡Larga vida a los amarillos!

Esto se hace de forma feliz y silenciosa durante unos turnos indeterminados. Hasta que alguien cruza el espacio profundo y se adentra en espacio que no le pertenece. En ese momento todo cambia. Se disparan las alarmas, se levantan los escudos, las naves de guerra se movilizan y todos los recursos se destinan a la carrera armamentística, que si no lo has hecho ya, estarás perdido. ¡Muerte a los verdes!

«Sólo dos cosas son infinitas: el universo y la estupidez humana, y de lo primero no estoy tan seguro»
Albert Einstein

En ese momento, el juego se enrarece y comienza la persecución, las traiciones, las emboscadas y es cuando brilla el tema de eXterminación. Porque si en muchos juegos de tokens, las columnas de tokens son constantes, en este sólo veremos dos tokens en cada formación, uno indicando que se mueve una nave, desconocida para el resto de jugadores y otro token, tapado por la nave, que indica la cantidad de naves que van en la flota o que simplemente es un señuelo que nos permitirá ver que tipo de naves tiene nuestro enemigo y reírnos por nuestra astúcia o llorar por nuestra ingenuidad cuando nos lo hacen a nosotros. ¡Muerte a los rojos!

Imagen de MCOLL81

Las batallas son muy duras y aunque visualmente no ves las explosiones y los cascotes flotando por el espacio, sabes que esa nave que has construido te ha costado mucho esfuerzo y perderla puede ser un trauma, así que lo mejor es que las naves vayan bien acompañadas, formando grandes flotas, para cuando entres en la dura batalla tengas una segunda línea de protección que pueda destrozar aquellas naves que han quedado tocadas con la primera línea. Cada batalla ganada es un paso más hacia la victoria, así que cuando compres tecnología hazlo mirando al futuro que te espera y recuerda ser la tú el propietario de la bota que pise el cuerpo inerte de tu enemigo. ¡Muerte a los azules!

El escenario de juego es tosco y parco. Nada de plástico. Nada de piezas extraordinarias. Todo son tokens cuadrados con un dibujo diminuto que hace la función para que tu imaginación haga el resto. Quien venga de los wargames ya estará acostumbrado a esta sobriedad, pero no debe asustarte, la mecánica y la estrategia está muy bien hilada. Existen otros juegos tipo 4X ambientados en el espacio que incorporan más parafernalia como el Eclipse y muchos otros buenos juegos 4X como Sid Meier’s Civilization: The Board Game, Clash of Cultures o el reciente Scythe que muchos valoran como un 3.666X. ¡Viva los amarillos!

«Mira a las estrellas y no a tus pies. Intenta entender qué es lo que ves y pregúntate qué es lo que hace que el universo exista. Ten curiosidad.»
Stephen Hawking

Existen dos expansiones para el SE4X: Space Empires: Replicators y Space Empires: Close Encounters. Ambas expansiones incorporan nuevas naves y mejoras, alienígenas para darnos más alegrías, hexágonos más grandes para que sea visualmente más atractivo. Todo para hacer más grande este fantástico juego que parece que no tenga fin, pues uno de los principales problemas es su duración, ya que se sabe a que hora se comienza a jugar, pero hasta que no comienzan los combates, uno no está seguro de cuando se va a levantar de la mesa. Ese es uno de lo problemas, ya que cuando dos especies se enzarzan en la batalla, el resto de los jugadores estará expectante para ver como se decanta la guerra y sobre todo disfrutar de como se minimizan los esfuerzos de ambos contendientes, para que cuando tu llegues con tu nueva y flamante flota recién pintada, no encuentres apenas oposición para plantar tu bandera en el pecho abierto del emperador enemigo.  No descuides tu retaguardia y no quemes todas tus naves.

SE4X es un excelente juego para jugar con diferentes rangos de jugadores, incluso en solitario existen escenarios que puedes disfrutar, con el temor de que allí fuera existe una raza que te estará observando, agazapada tras las estrellas, esperando a que asome tu cuello descubierto. Un escenario retador que hará las delicias de todos los jugadores de solitario y te darán la oportunidad de disfrutarlo aún cuando no puedas contar con amigos (y eso te pasa por haberlos eXterminados en la última partida).

Autor: Jim Krohn

Editorial: GMT Games

Autor: Jim Krohn

Editorial: GMT Games

Autor: Jim Krohn

Editorial: GMT Games

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecinueve + 15 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.