Hoy descubrimos… Exit: El faro solitario

¿Qué ha pasado para que alguien marchara y dejara abandonado el faro? Pues esa es una de las primeras preguntas que nos van a llevar a desentrañar una serie de acertijos un tanto especiales. Vamos a adentrarnos en otra aventura de tipo Exit, pero esta vez de una manera diferente. Hoy descubrimos… Exit: El Faro Solitario.

Autor: Inka Brand, Markus Brand

Arte: N/A

Editorial: Devir Iberia

No explico nada nuevo si digo que los Exit son unos de los juegos de tipo room scape que más gancho tienen. Y tampoco aporto nada nuevo si digo que todos y cada uno de los que salen al mercado siempre sorprenden con un giro nuevo, ya sea en componentes utilizados, o en la manera de presentar un juego o un enigma. Pero lo que si que vengo a deciros con la reseña de este nuevo Exit es que los Brand lo han vuelto a hacer. Han vuelto a sorprender. Siguen haciendo lo que llevan haciendo con cada caja y manteniendo el nivel en cada una de ellas.

En esta ocasión nos presentan un Exit basado en puzzles. Ya no vale simplemente con los elementos recortables y el típico libro de enigmas que acompaña para sostener todos los pequeños desafíos, si no que los jugadores tendrán que montar 4 puzzles en un contexto narrativo y con un hilo argumental donde iremos descubriendo pistas que los diferentes libritos nos irán proponiendo enigmas.

En esta ocasión no tendremos los típicos mazos de pistas que se van resolviendo conforme las vas necesitando, si no que están todas recopiladas y de una manera más ágil.

Lo que si que mantiene es el círculo de resolución de enigmas, aunque en este caso le da un «giro» y volverá a sorprender en algún que otro momento. Es la primera vez en un Exit que ese elemento hay que montarlo, pero como siempre, no deja nada al azar y cualquier elemento que tenemos que manipular viene escrupulosamente explicado para que un posible fallo no estropee la experiencia de juego.

La resolución de un enigma nos dará acceso a uno de los libritos que nos presentará el siguiente enigma.

Es cierto que poco puedo explicar ni enseñar de manera explícita ninguno de los elementos montados o de los juegos que propone esta caja, pero sí que puedo hablar de sensaciones de partida y de lo que he disfrutado con el juego.

Realmente con esta caja de Exit se ha disfrutado doblemente en casa porque mi pareja, con quién la he jugado, es una amante de los puzzles y de los juegos de ingenio y que comporten un reto mental, así que presentar un título en el que aúne los dos aspectos ha hecho que la aventura y la experiencia gane enteros.

Si bien es cierto que ella se dedicaba a hacer más la parte de puzzles porque se le da infinitamente mejor y podíamos aprovechar eso para ganar tiempo, yo me dedicaba más a unir conceptos y buscar posibles relaciones en las soluciones. Creo que el tandem es perfecto y nos hizo avanzar de manera continuada y sin pausa.

Pero ojo, porque es una de las cajas de Exit que más tiempo nos ha tenido pensando, porque para nada nos ha parecido sencillo ni trivial, todo lo contrario. Creo que es una de las más retadoras y en la que más pistas hemos tenido que buscar. Lo bueno es que no merma para nada el disfrute que hemos tenido al jugarlo.

Si eres amante de los Exit como nos pasa en casa, no lo dudes ni un segundo. Lánzate a él y ten claro que te va a sorprender.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

doce − 2 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.